0
buscador de libros título, autor, temática, editorial o ISBN
Recomendaciones libreras

Lecturas de 2019: una selección de novedades internacionales

Nos acercamos al final del año y los ranking de «mejores libros del año», «libros para regalar» o los «imprescindibles del verano» se cuelan entre las notas de diarios, revistas y publicaciones culturales. Sin duda, estamos en la época propicia para pararnos, echar la vista atrás y recuperar aquellas lecturas que en su momento no pudimos abordar.

Lecturas de 2019: una selección de novedades internacionales

El año comenzaba con publicaciones tan esperadas como sorprendentes: en enero Serotonina de Michel Houellebecq (Anagrama) fue una de las primeras novedades en llegar a las librerías y Mañana tendremos otros nombres (Alfaguara), del argentino Patricio Pron, fue la ganadora del Premio Alfaguara. También se publicó la segunda parte de La muerte del comendador, de Haruki Murakami (Tusquets), Svetlana Aleksievich volvió a los primeros puestos tras el éxito de la serie Chernobyl y resulta imposible no recordar los dos premios Nobel entregados en octubre: Peter Handke, de quien se acaba de publicar El vendedor ambulante (Cuenco de Plata) y Olga Tokarczuk, con Los errantes (Anagrama) como su última novedad traducida al español.

En esta nota te ofrecemos nuestra selección de literatura internacional publicada en 2019:

Historia de la sexualidad 4. Confesiones de la carne, de Michel Foucault (Siglo XXI)

Historia de la sexualidad se centra en las condiciones bajo las que se formaron los saberes, los sistemas de poder y los sujetos de la sexualidad. En Las confesiones de la carne, cuarto tomo —escrito póstumo—, Foucault dedica su atención a la doctrina de los padres fundadores de la Iglesia y su remplazo del placer afrodisíaco por el concepto de la carne. Esta historia nos descubrió que la sexualidad ajena a lo normal no debe ser una justificación de la marginación social o la exclusión política, sino que puede y debe ser una de las principales barricadas desde la que iniciar una rebelión genuinamente emancipadora.

«Historia de la sexualidad 4», de Michel Foucault (Siglo XXI, 2019)

 

Teoría de la prosa, de Ricardo Piglia (Eterna Cadencia)

Cuando en 2016 el archivo de Ricardo Piglia fue enviado a la Universidad de Princeton, se encontraron allí las cintas que contenían la grabación del seminario sobre las novelas cortas de Juan Carlos Onetti que dictó en la Universidad de Buenos Aires en 1995. Piglia solicitó su transcripción y dedicó los últimos meses de su vida a la revisión de este material inédito, que se reúne por primera vez en Teoría de la prosa. El programa de trabajo de estas nueve clases aborda problemáticas diversas, y la invitación a recorrerlo se torna irresistible; así la enuncia el propio autor: «Por un lado, analizaremos las relaciones del secreto y la narración; por otro lado, vamos a rastrear esta cuestión en una selección de textos de Onetti (...)».

«Teoría de la prosa», de Ricardo Piglia (Eterna Cadencia, 2019)

 

Prohibido morir aquí, de Elizabeth Taylor (La bestia equilátera)

Una lluviosa tarde de domingo, poco después de haber enviudado, Laura Palfrey llega al Claremont para iniciar una nueva vida. En el hotel la esperan cuatro huéspedes permanentes, días ordenados en torno a las rutinas de las comidas y los programas de televisión. Solo modifica el tedio la visita esporádica de algunos familiares. Pero nadie va a ver a Laura. Cuando de pronto conoce en la calle a Ludo, un joven a quien desvela el deseo de ser escritor, juntos elaboran un plan para compensar la soledad a la que la tienen sometida.

 «Prohibido morir aquí», de Elisabeth Taylor (La bestia equilátera)

 

¿Quién se hará cargo del hospital de ranas?, de Lorrie Moore (Eterna Cadencia)

Próxima a los cuarenta años, Berie Carr se encuentra de vacaciones en París con su marido Daniel, un investigador médico invitado a un congreso. Están en la ciudad de los enamorados, pero el romántico decorado sólo consigue hacer más evidentes los problemas de su matrimonio. Para no pensar en el presente, Berie acude al pasado, a un tiempo en el que el amor todavía era un sueño por realizar. Se remonta al verano de 1972, cuando a los quince años vivía en una pequeña ciudad en la frontera con Canadá. El recuerdo de aquel tiempo, de la intensa relación con Sils, su hermosa e ingenua amiga, de la perturbadora y ansiada metamorfosis de los cuerpos de las adolescentes, de la excitación de todo un futuro por descubrir, no hace más que acentuar la monotonía del presente.

«¿Quién se hará cargo del hospital de ranas?», de Lorrie Moore (Eterna Cadencia, 2019)

 

Un apartamento en Urano, de Paul B. Preciado (Anagrama)

Urano, el gigante helado, es el planeta más frío del sistema solar, y también un dios de la mitología griega. Urano da además nombre al uranismo, concepto forjado por el primer activista sexual europeo, Karl-Heinrich Ullrichs, en 1864 para definir el «tercer sexo». Paul B. Preciado sueña con un apartamento en Urano donde vivir fuera de las relaciones de poder y de las taxonomías sexuales, de género y raciales que la modernidad ha inventado. «Mi condición trans», dice el autor, «es una nueva forma de uranismo. No soy un hombre. No soy una mujer. No soy heterosexual. No soy homosexual. Soy un disidente del sistema sexo-género. Soy la multiplicidad del cosmos encerrada en un régimen epistemológico y político binario, gritando delante de ustedes. Soy un uranista en los confines del capitalismo tecnocientífico.»

«Un apartamento en Urano», de Paul B. Preciado (Anagrama, 2019)

 

Máquinas como yo, Ian McEwan (Anagrama)

Londres, años ochenta del siglo pasado. Pero un Londres distópico y alternativo, en el que la historia ha seguido algunos senderos diferentes. Por ejemplo, el Reino Unido ha perdido la Guerra de las Malvinas y el científico Alan Turing no se ha suicidado atormentado por las consecuencias del juicio al que fue sometido en los años cincuenta por su homosexualidad, sino que sigue vivo. No solo vivo, de hecho, sino plenamente activo, y dedicado al desarrollo de la inteligencia artificial, campo en el que ha conseguido un hito: la creación de los primeros seres humanos sintéticos, unos prototipos a los que da el nombre —según su sexo— de Adán y Eva.

Charlie compra uno de los Adanes de la primera hornada, pensados para hacer compañía y ayudar en la casa, y con ayuda de su amante, la joven Miranda, lo programa a su gusto. Pero Miranda oculta un terrible secreto ,y ese ser sintético prácticamente perfecto, sin las fisuras pero también sin los matices morales de los verdaderos humanos, acabará descubriéndolo. Y así, la peculiar relación triangular entre Charlie, Miranda y Adán derivará en una creciente tensión que obligará a los personajes a tomar decisiones difíciles y arrastrará al lector a plantearse dilemas morales tan incómodos como necesarios.

«Máquinas como yo», Ian McEwan (Anagrama, 2019)

 

Los testamentos, de Margaret Atwood (Salamandra)

Quince años después de los acontecimientos narrados en El cuento de la criada, el régimen teocrático de la República de Gilead se mantiene en pie, pero está empezando a mostrar signos de descomposición. En este momento crucial, las vidas de tres mujeres radicalmente diferentes convergen, con resultados explosivos. Dos de ellas han crecido en lados opuestos de la frontera: una en Gilead, como la hija privilegiada de un importante Comandante, y otra en Canadá, donde se manifiesta en contra del régimen mientras sigue por televisión las noticias de los horrores que allí acontecen. Ambas pertenecen a la primera generación que va a alcanzar la mayoría de edad desde que existe el nuevo orden, y sus testimonios están trenzados con una tercera voz: la de una de las mujeres más influyentes del sistema, que mueve los hilos del poder de manera despiadada. Sus caminos acabarán por encontrarse, forzando a cada una de ellas a colaborar, a enfrentarse consigo mismas y a decidir dónde pondrán los límites en la lucha por sus ideales.

«Los testamentos», de Margaret Atwood (Salamandra, 2019)

 

Bienvenida a casa, de Lucia Berlin (Tusquets)

Pese a la calidad abrumadora de su escritura, tuvo que llegar Manual para mujeres de la limpieza para que Lucia Berlin se convirtiera en una estrella literaria sin igual. Sus historias están pobladas de personajes, entornos y emociones de la propia vida de la autora, una vida llena de precariedad y cambios de rumbo. Bienvenida a casa es una recopilación de textos autobiográficos en la que Berlin estaba trabajando antes de su muerte y que muestra, con la intimidad de una confidencia, los espacios más personales de la vida de una misteriosa autora que ya ha alcanzado el estatus de leyenda. El volumen lo completan cartas y fotografías que hacen que este sea el objeto perfecto para conocer de primera mano a Lucia Berlin como escritora y, también, como ser humano.

«Bienvenida a casa», de Lucia Berlin (Tusquets, 2019)

 

Cometierra, de Dolores Reyes (Sigilo)

Dice Cometierra: «Me acosté en el suelo, sin abrir los ojos. Había aprendido que de esa oscuridad nacían formas. Traté de verlas y de no pensar en nada más, ni siquiera en el dolor que me llegaba desde la panza. Nada, salvo un brillo que miré con toda atención hasta que se transformó en dos ojos negros. Y de a poco, como si la hubiera fabricado la noche, vi la cara de María, los hombros, el pelo que nacía de la oscuridad más profunda que había visto en mi vida».

Cuando era chica, Cometierra tragó tierra y supo en una visión que su papá había matado a golpes a su mamá. Esa fue solo la primera de las visiones. Nacer con un don implica una responsabilidad hacia los otros y a Cometierra le tocó uno que hace su vida doblemente difícil, porque vive en un barrio en donde la violencia, el desamparo y la injusticia brotan en cada rincón y porque allí las principales víctimas son las mujeres. En la persecución de la verdad, en el descubrimiento del amor, en el cuidado entre hermanos, Cometierra buscará su propio camino.

«Cometierra», de Dolores Reyes (Sigilo, 2019)

Carrito vacío

Mi Cuenta