0
cuestión de palabras

Ni ultra ni hiper

¿A cuántos de ustedes los han diagnosticado con el terrible mal de la hipercorrección? No se preocupen, este mal de muchos tiene cura; detectemos el síntoma a tiempo y sigamos los consejos que la doctora Silvana Tanzi tiene para darnos.

Foto: Mauro Martella

Cuando las palabras cargan con un hiper o con un ultra hay un problema. Estos prefijos a veces marcan excesos, como sucede con «hipertensión» o con «hiperinflación»,  y otras veces extremos, como en «ultraizquierda» o «ultraderecha». Bueno, también hay personas que se ganan sus prefijos porque se enferman de hipercorrección o de ultracorrección.

La RAE define este problema como «la deformación de una palabra por equivocado prurito de corrección». Quiere decir que se alteran las palabras por seguir el modelo de otras. Entonces se escribe *inflacción en lugar de inflación, porque se mantiene la ortografía de palabras con doble c, como transacción, lección o adicción.

Lo mismo sucede con las que empiezan con ex. Algunas llevan una h como exhalar, exhaustivo o exhortar. ¿Qué hacen quienes padecen de hipercorrección? Escriben *exhorbitante en lugar de exorbitante. O se les ocurre agregar una x a espontáneo y la convierten en *expontáneo.

Lo triste de este mal es que quienes lo padecen cometen errores ortográficos con el afán de no cometerlos. El primer consejo, como con cualquier exceso, es que tomen contacto con el error, que lo reconozcan. El segundo es que usen el diccionario. Aquí va una ayuda con una lista de palabras que suelen caer en las garras de los hiper y de los ultra:

*ideosincrasia por idiosincrasia
*espúreo 
por espurio
*etáreo
por etario
*desvastar 
por devastar
*erudicción 
por erudición
*aereodinámico 
por aerodinámico
*sujección
por sujeción
*aereopuerto 
por aeropuerto
*
geráneo por geranio

«Estoy esperando una columna sobre hipercorrección», me escribió Francisco, un colega periodista, docente y colaborador de este portal. Aquí está, entonces, dedicada a él.


¿Tenés dudas existenciales acerca de nuestro idioma que te quitan el sueño?

Escribiles a Silvana y María Eugenia a Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Carrito vacío

Mi Cuenta