0
buscador de libros título, autor, temática, editorial o ISBN
happy! gore y amigos imaginarios

Mi unicornio azul

Happy! es una historieta de cuatro números, cortesía del genial Grant Morrison y Darick Robertson, pero también es una de las mejores series de TV de los últimos tiempos.

Happy y Christopher Meloni como Nick Sax

Nick Sax es un expolicía devenido en asesino a sueldo, alcohólico, drogadicto y bastante en las últimas. Luego de cumplir con un encargo particularmente importante, ¡zas!, le da un infarto y, cuando está por pasar por caja, se le aparece Happy, un diminuto unicornio volador parlante azul quien le cuenta que él, Sax, es la última esperanza de una niñita secuestrada por un siniestro Papá Noel (siniestro es poco). Y el bueno de Nick va a descubrir prontamente que no, no está alucinando y todo es real. Editada en 2013 por Image Comics (y recopilada en español por Panini en 2015), la historieta de Grant Morrison y Darick Robertson se compone de cuatro interesantes episodios que desarrollan esta curiosa premisa que combina la hiperviolencia, el gore y las peores depravaciones con el mejor humor negro, en un gran homenaje a los dibujos animados. Sin embargo, no pasa de ser una historia menor, un chiste incluso, donde los cuatro episodios terminan siendo pocos como para poder profundizar en los personajes o en la relación que se da entre Sax y Happy o, incluso, en todo lo que le da marco al relato (la trama de los mafiosos, el Papá Noel siniestro, etc.). Sin embargo —y para retrucar aquello de que las adaptaciones no suelen hacerle justicia a los originales—, la serie de TV, lanzada este mismo año por SyFy Channel y realizada por el propio Morrison junto a Brian Taylor (el de Crank —que era buenísima— y Crank 2 —que era malísima—), tiene un fabuloso resultado que la convierte en una de las mejores series vistas en lo que va del año. Todo lo que estaba en la historieta aparece, pero potenciado, desarrollado y explorado al máximo. Además, y al tratarse de diez episodios, la serie se permite inventar personajes e historias que o aparecían velados apenas en la historia o simplemente no existían. Así, mientras Nick y Happy buscan a la niña desaparecida, tenemos una buena cantidad de historias secundarias —la madre de la niña que la busca; una policía excompañera de Sax con deudas que pagar a Blue, un mafioso; Smoothie, el macabro sicario de Blue—, pero nunca perdiendo de vista que todas ellas están supeditadas a la de Sax, que se va entremezclando con todos los demás personajes. Si bien hay un gran elenco secundario —Lili Mirojnick, Ritchie Coster, Medina Senghore, Joseph D. Reitman, Debi Mazar y, a destacar, Patrick Fischler como Smoothie—, todo gira alrededor de una tremenda actuación de Christopher Meloni como Nick Sax, que se come fotograma a fotograma la serie extremadamente bien acompañado por Patton Oswalt en la voz del unicornio azul volador. No es para todos los paladares —el humor negro, la escatología, la violencia y el gore están a la orden en cada capítulo, volviéndola una suerte de ¿Quién engañó a Roger Rabbit? pasada de merca— y bien que hay que tener la verosimilitud en mínimos (en algún momento es inexplicable cómo alguien tan acabado como Sax pueda ser un asesino tan perfectamente indetenible), pero Happy! cierra perfecto en esta, su primera temporada, y deja con ganas de más (ya está confirmada una segunda e incluso una tercera, así que no nos quedaremos con las ganas).

Christopher Meloni y Happy

Carrito vacío

Mi Cuenta